Los gases se forman normalmente en el intestino a medida que el organismo digiere los alimentos y hacen que nos sintamos hinchados, pudiendo incluso causar cólicos o retortijones en el vientre.

Generalmente pueden ser causados por ciertos alimentos difíciles de digerir como la fibra, aunque algunas veces aumentar el consumo de fibra en la dieta puede causar más gases de forma temporal hasta que el cuerpo se habitúe y deje de producirlos. También pueden ser causados por comer o beber algo que el cuerpo no tolere, como por ejemplo la lactosa en algunas personas.

Otras causas comunes pueden ser:

  • Tomar Antibióticos.
  • Síndrome del intestino irritable.
  • Incapacidad para absorber nutrientes en forma apropiada (malabsorción).
  • Incapacidad para digerir nutrientes en forma apropiada (mala digestión).
  • Deglución de aire al comer.

Los siguientes consejos te pueden ayudar a prevenir los gases:

  • Masticar muy bien los alimentos.
  • Evitar el consumo de legumbres.
  • Evitar los alimentos ricos en carbohidratos difíciles de digerir.
  • Evitar la lactosa.
  • No tomar bebidas carbonatadas.
  • No masticar chicle.
  • Comer despacio, de forma relajada.
  • Caminar durante 10 a 15 minutos después de comer.

Consulta con tu médico si tienes gases y otros síntomas, como dolor abdominal o rectal, acidez gástrica, náuseas, vómitos, diarrea, estreñimiento, fiebre, pérdida de peso, heces fétidas y aceitosas o heces con sangre.

 

Productos Relacionados

Ver todos los relacionados con prevenir los gases